ActionsCall
5 principios básicos para una comunicación de marketing efectiva

Categoría | Marketing

5 principios básicos para una comunicación de marketing efectiva

Fecha - 16 Noviembre 2021

Por definición, el marketing abarca un conjunto de técnicas y de estrategias que ayudan a las empresas a alcanzar los objetivos de negocio y ventas que se han fijadoY para ser plenamente efectivo se vale de la comunicación, dado que esta actúa como vehículo para que el vendedor y su público puedan entenderse.  

Por lo tanto, el buen marketing está profundamente vinculado a una buena comunicación. Si la empresa no es capaz de transmitir adecuadamente su mensaje, es muy probable que acabe perdiendo el tiempo y que, además de no alcanzar sus objetivos, incluso provoque el efecto contrario al deseado. De hecho, la historia está plagada de ejemplos de campañas desastrosas que acabaron dañando la reputación de aquellos que las pusieron en marcha. 

Por eso, en ActionsCALL vamos a hablar sobre las claves que son necesarias para poder desarrollar una estrategia efectiva de comunicación en marketing. 

Principios básicos para comunicar adecuadamente en marketing 

En concreto, hemos seleccionado cinco aspectos que toda empresa debe tener en cuenta para que su campaña ‘sintonice’ plenamente con su público:  

Definir y conocer con exactitud el target al que nos dirigimos 

La sociedad es heterogénea. Como seres humanos, sentimos, nos emocionamos y nos comportamos según unos patrones culturales, genéticos y ambientales. Por eso, no hay dos personas iguales y los mensajes tienden a ser más efectivos cuanto más personalizados están. Lo que invita a que las empresas concreten al máximo su target o público objetivo, de forma que los contenidos que transmitan encajen a la perfección con las necesidades y gustos de estos grupos sociales. 

Evidentemente, si preparamos una campaña juguetera para las Navidades, tendremos que utilizar un lenguaje más infantil, así como hacer un buen uso de los colores, de los sonidos, etc. Mientras que si lo que queremos vender es un determinado modelo sport de coche, nos centraremos en personas mayores de 18 años, que tengan un poder adquisitivo que sea acorde al valor del vehículo y que tengan un estilo de vida activo.  

Identificar lo que queremos conseguir con esta comunicación 

¿Cuál es nuestro objetivo inicial? ¿Queremos vender nuestro producto? ¿Darnos a conocer? ¿Conseguir incrementar nuestro número de seguidores en redes sociales? ¿O lograr más engagement y fidelizar? Para poder llegar a la meta hemos de tener claro dónde se encuentra esta, porque hay multitud de caminos a seguir y cada uno de ellos nos acaba llevando a un destino diferente.  

El enfoque del mensaje no será igual si queremos vender que si lo que buscamos es generar un sentimiento de pertenencia con nuestra marca. El primero apelará mucho más a las necesidades del buyer persona y destacará los motivos por los que nuestro producto puede hacerle la vida mejor o por los que se distingue de la competencia. Mientras que el segundo tratará ganarse su favor, aportándole contenido de valor y dándole acceso a ofertas o descuentos exclusivos. 

Tener claro qué vamos a contar y cómo lo vamos a hacer 

La capacidad de improvisación puede ayudar a lidiar con problemas puntuales, pero no debe ser la tónica general a la hora de diseñar las estrategias de comunicación. Actuar sin pensar puede tener consecuencias imprevisibles y de difícil reparación posterior. Así que, en este sentido, las ventajas de desarrollar un plan de marketing son múltiples: este marcará el camino a seguir, minimizará los riesgos y los posibles errores, favorecerá la coordinación de los diferentes equipos implicados y determinará la consecución (o no) de los objetivos. 

Además, lógicamente, para poder confeccionar un buen plan de marketing, hay que tener claro tanto el mensaje como los medios que estarán a su disposición para que pueda ser difundido. Es básico concretar lo que vamos a comunicar y cómo vamos a hacerlo, porque hay que cuidar mucho tanto el contenido como la forma. De ahí que en los últimos tiempos hayan surgido con éxito nuevas formas de comunicación como el marketing emocional o el storytelling, donde las emociones y las historias contribuyen a reforzar las ideas que se transmiten. 

Tener la capacidad para escuchar al cliente y al usuario  

Es importante tener en cuenta que en marketing la comunicación no debe de ser exclusivamente unidireccionalLo idóneo es que el cliente o usuario puedparticipar de ella, interactuar o dar su opinión. Al fin y al cabo, el éxito de nuestras acciones dependerá de su reacción y de su comportamiento tras recibir el mensaje; por lo que la manera más sencilla de constatar que vamos por buen camino es recibir su aprobación directa. 

Realmente no podemos esperar que la comunicación sea efectiva si no tenemos capacidad para escuchar. Vivimos una era donde las redes sociales se han convertido en canales para la transmisión y difusión de opiniones y puntos de vista muy diversos; por lo que toda campaña que se precie debe estar abierta a la crítica y al juicio de las personasAsí que  el vendedor debe enfocar sus estrategias desde la humildad y el propósito de mejora constantepues de lo que se trata es de encontrar un punto de entendimiento con el comprador potencial. 

Estar listos para poder analizar los resultados de la comunicación y para mejorarla 

Una vez que el mensaje se ha transmitido, es preciso tener la capacidad para valorar su efectividad. Como hemos dicho, en marketing se comunica con una finalidad, de forma que todo este proceso ha de ser sometido a un análisis para calcular su impacto y ver si ha conseguido los objetivos que habían sido establecidos inicialmente.  

Hoy en día, gracias a la tecnología, es tremendamente sencillo medir la calidad y eficacia de las campañas de marketing. Hay multitud de herramientas y de métricas (KPI’s) que tienen la capacidad de mostrar puntualmente los aciertos y los errores que se producen. Pero no hay que caer en el error de llevar a cabo esta revisión a posteriori, sino que también es primordial trabajar este aspecto mientras está activa la campaña, dado que podremos tomar decisiones en tiempo real que contribuyan a mejorar los resultados.  

En conclusión, para llevar a cabo una comunicación efectiva en marketing es vital tener claro el mensajeconocer bien a las personas a las que se lo vamos a contar y definir una buena estrategia para su difusión. Y, por supuesto, afrontar este proceso con una actitud humilde, para poder escuchar, fomentar la participación y hacer autocrítica.  Porque no se trata de soltar un discurso, sino de alinearse con las personas para ofrecerles un trato humano y entender sus necesidades. 

Te recomendamos:  

10 maneras de recuperar a un cliente enfadado o decepcionado 

El softphone, una estupenda opción para virtualizar el marketing telefónico 

ActionsCALL

Tu opinión nos interesa

Comentarios

Conoce las mejores métricas para evaluar la satisfacción del cliente

Marketing

Conoce las mejores métricas para evaluar la satisfacción del cliente

Fecha - 30 Noviembre 2021

3 estrategias para mejorar la experiencia del cliente en las Redes Sociales

Marketing

3 estrategias para mejorar la experiencia del cliente en las Redes Sociales

Fecha - 23 Noviembre 2021

5 principios básicos para una comunicación de marketing efectiva

Marketing

5 principios básicos para una comunicación de marketing efectiva

Fecha - 16 Noviembre 2021